¿Quieres saber como contratar seguros de hogar baratos y con garantías? Alguna vez te habrá pasado o sabes de algún caso similar: al volver a casa descubres que has perdido las llaves y no puedes entrar en casa. Conseguir buscar un cerrajero de guardia puede ser toda una odisea, sobre todo, si se trata de fin de semana y es por la noche. Además, aunque encontremos al cerrajero, el olvido puede salir muy caro. Entonces, pensamos en lo bien que nos hubiera venido tener un seguro con cobertura de pérdida de llaves. En una situación así, el propio seguro se hubiese ocupado de buscar un profesional que resolviera el problema y el olvido nos hubiese salido gratis.

¿Existen los seguros de hogar baratos para ahorrar sin perder bienestar?

Nuestra vivienda es, por lo general, la mayor inversión que realizamos a lo largo de nuestra vida. Para proteger esta inversión, debemos contar con un buen seguro de hogar. Las coberturas habituales de un seguro de hogar son: asegurar el continente, el contenido y la responsabilidad civil. Además, las ofertas de seguros multirriesgo de hogar agrupan una serie de coberturas muy interesantes:

  • Algunos seguros incluyen la reparación de elementos como grifos, lámparas, ventanas, etc.
  • Otros tienen incluida la reparación de averías en electrodomésticos.
  • Unas coberturas interesantes son los desperfectos, en caso de falta de corriente eléctrica (alimentos congelados) o por daños producidos por sobretensión.
  • Algunos incluyen asistencia telefónica para consultar dudas jurídicas o informáticas.

¿Qué seguro contratar?

  • Lo primero es valorar objetivamente el valor del continente y contenido de nuestra casa. Hay que tener en cuenta que, si contratamos por un valor de 50 una casa que vale 100, el seguro solo nos cubrirá hasta 50 y, en caso de siniestro, la indemnización se quedará muy corta.
  • En segundo lugar, conviene hacer un estudio de las coberturas principales ofrecidas y asegurarnos de que están incluidas las más importantes.
  • En tercer lugar, interesa mirar las coberturas adicionales que muchos seguros nos dan como ofertas en unas condiciones de ahorro muy ventajosas para nuestro bienestar. Estas coberturas adicionales pueden presentarse como ofertas del seguro básico y, a veces, suponen una diferencia de condiciones importantes entre un seguro y otro. Aprovechar estas coberturas adicionales es bueno para nuestro bienestar. Parecen unas coberturas con poco valor o que nunca vamos a necesitar, pero de las que nos acordaremos cuando necesitemos un cerrajero de madrugada o fontanero que trabaje durante el fin de semana.

Afortunadamente, la oferta de compañías que ofrecen seguros de hogar baratos es amplia y con rasgos diferenciales entre ellas. Esto redunda en beneficio de los consumidores, a los que nos conviene la competencia entre empresas. Solo es cuestión de comparar y buscar las mejores ofertas.