Los mejores seguros de coche están esperándote. Sentir la libertad al volante de un coche o de una moto es una sensación fantástica a la que pocas personas están dispuestas a renunciar. Poder elegir dónde, cuándo y cómo viajar, llevar sus cosas consigo mismo, así como desplazarse sin problemas junto a sus familiares y seres queridos es siempre gratificante. Ahora, que casi todo el mundo cuenta en su hogar con uno o varios coches y otros vehículos es el mejor momento para descubrir cómo ahorrar en el seguro de automóviles.

Por qué y como contratar los mejores seguros de coche

La normativa en España, y en la mayoría de países, obliga a contratar un seguro antes de ponerse al vehículo de cualquier vehículo de motor. Es un gasto fijo que hay que añadir a otros también necesarios como un buen mantenimiento, el carburante, elementos de limpieza…

Por tanto, contratar un seguro es fundamental. A partir de aquí, la variedad es muy extensa. En primer lugar, hay que tener en cuenta el mejor momento para contratar la póliza de seguro. Normalmente, las compañías suelen hacer ofertas antes de las fechas señaladas, así como a principios de año, coincidiendo con temporadas que o bien son de vacaciones, o bien incitan al consumismo o a la renovación, como puede ser un nuevo ciclo anual o la entrada del buen tiempo.

Otro de los consejos para ahorrar a la hora de contratar la póliza de seguro de coche o moto es no precipitarse. Puede que nos lleguen grandes ofertas, sobre todo si empezamos a buscar por internet, esto se debe a las famosas “cookies”. Es más aconsejable recurrir a buscadores especializados o pasarse por varias agencias de seguros antes de tomar una decisión. Además, en ellas podremos presionar y pedir descuentos personalizados.

Comparar y pensar cómo se va a usar el vehículo

Dentro de los mejores seguros de coche y moto existe una gran variedad. Están los seguros a terceros, que serían los más básicos y baratos, los terceros ampliados, que cubren circunstancias como robos, lunas o incendios. O los seguros a todo riesgo, que nos protegerán más y que se recomiendan, sobre todo, para coches nuevos.

Hay que tener en cuenta que cuando un coche empieza a tener unos años los seguros solo pagarán el valor venal, que sería el valor de mercado o de uso, y por tanto, aunque se contrate un todo riesgo, no recibiríamos una compensación tan grande como si el coche es reciente. También hay seguros por kilómetros, muy útiles para aquellos que no usan demasiado el coche. Y seguros con franquicia, donde el cliente paga una parte de la reparación a cambio de un precio menor.

Por otra parte, muchas compañías ofrecen descuentos por contratar con ellas el seguro de coche, moto, o también el de hogar. La clave está en hacer un buen estudio de mercado.