En la actualidad, ahorrar comprando online es más fácil de lo que piensas. Los usuarios todavía no han aprendido a sacarle el máximo rendimiento a sus móviles. Aprovechando todo su potencial, los móviles nos pueden ayudar a comunicarnos, aprender, informarnos e incluso ahorrar.

Efectivamente, al hablar de ahorro no estamos haciendo referencia a hacerlo en las tarifas de las distintas operadoras de telefonía móvil, sino al modo en que puede ser utilizado el móvil para ayudarnos a no gastar más dinero de la cuenta.

Ventajas de comprar con el móvil

Poder navegar rápidamente por Internet gracias al móvil, así como la aparición de numerosas aplicaciones para comprar a través de él, han facilitado una enorme expansión de las compras online.

Como resulta evidente, comprar usando el teléfono móvil implica ventajas en diferentes ámbitos, como por ejemplo en ahorro de tiempo y en espontaneidad. De este modo, gracias al móvil es posible realizar compras de cualquier producto y en cualquier circunstancia. Así, además de adquirir dicho producto, el usuario también ahorra tiempo, esfuerzo, molestias y gastos de desplazamiento.

A todo ello hay que sumar lo que se gana en seguridad, pues por un lado todo el proceso de compra queda registrado para posteriores reclamaciones y, por otra parte, al no manejar físicamente el producto ni el dinero, el usuario está a salvo de inoportunos percances como el robo o el extravío.

Finalmente, el hecho de tener a mano miles de ofertas diferentes del mismo producto para poder compararlas entre sí es algo muy a tener en cuenta. Gracias a ello, es muy común pensar en comprar un modelo de un producto bastante caro y terminar comprando un modelo mejor por menos dinero.

Trucos para ahorrar comprando online con el móvil

Es necesario disponer de herramientas eficaces para encontrar los productos deseados a precios asequibles. Tales herramientas son, en primer lugar, los comparadores de infinidad de productos y servicios que abundan en la Red. En segundo lugar, las diferentes aplicaciones móviles.

Hay aplicaciones que permiten escanear los códigos de barras de los productos para facilitar la ubicación de los establecimientos más baratos que oferten los mismos.

Aplicaciones de compraventa de artículos de segunda mano también ayudan a ahorrar dinero e incluso a ganarlo.

Por su parte, comprar comida con servicio a domicilio es, desde hace poco tiempo, bastante más fácil y barato gracias a aplicaciones como Just-Eat o La Nevera Roja.

Además de todo lo anterior, hay que tener presente que para ahorrar comprando con el móvil debemos tener muy claro qué queremos comprar y cuánto es lo máximo que estamos dispuestos a gastar. Teniendo ese techo de gasto bien definido, ahorrar dinero será mucho más fácil.